Inicio de sesión

Palabras

"Esto no es una utopía, existen actualmente en nuestro tejido empresarial ejemplos magníficos de esta forma de hacer, de empresas que son rentables y crecen al mismo tiempo que resuelven problemas sociales."

Juan Arena

Mis primeras palabras para felicitar a las empresas premiadas por sus magníficas iniciativas y alentarlas a seguir por este camino. También para agradecer a los miembros del jurado por ayudarnos con su buen criterio. Empezaré diciendo que el número de candidaturas que hemos recibido ha aumentado una vez más, lo que demuestra que esta idea va arraigando cada vez con más fuerza en las empresas españolas.

Hoy es un día especial, no solo por la entrega de unos premios merecidos sino también porque hemos presentado con el apoyo de Deloitte, a los que quiero agradecer su contribución, un trabajo que plasma la agragación de la labor social que realizan 50 empresas del universo Seres con resultados muy estimulantes.

Además de crear un valor que les permite pagar los salarios de sus más de 800.000 empleados, pagar impuestos al Estado que a su vez los distribuye y de los que nos beneficiamos todos nosotros y repartir dividendos a sus accionistas, que ya es en sí misma una importantísima contribución de valor no sólo económico sino social, estas 50 empresas colaborando con centenares de entidades sociales han invertido 457 millones de €, un 2,8% de los beneficios netos en proyectos sociales, que han alcanzado a casi 7 millones de beneficiarios de los que más de un tercio son niños y jóvenes.

Es nuestra intención que con los Premios y las comunicaciones sobre la aportación social agregada de las empresas que pretendemos hacer a partir de ahora con carácter anual y recurrente, enseñar al conjunto de la sociedad lo que las empresas hacen para que así sean percibidas como parte de la solución a los problemas que actualmente tenemos, que son muchos y muy grandes, como el desempleo, la pobreza con lo que supone de falta de acceso a bienes básicos, la desnutrición, la discapacidad, el envejecimiento, la educación, etc.

Permitidme ahora que os recuerde qué es Seres. Seres, que es el acrónimo de sociedad y empresa responsable, es una fundación que agrupa a 109 empresas, con el único propósito de impulsar que las empresas hagan más y mejor acción social en el desarrollo de su actividad y con un foco puesto en los colectivos en riesgo de exclusión.

Este centenar de empresas que suponen un porcentaje significativo de la riqueza que genera nuestro país vienen a la Fundación, que entre otras cosas es un campus de aprendizaje, a encontrarse con otras empresas porque al agruparse aprenden a hacerlo mejor y a encontrar proyectos colectivos donde aportar sus recursos y construir valor social.

Nuestra visión va un paso más allá que la filantropía, siendo esta muy respetable. Nuestra visión tiene que ver con que la capacidad de las empresas de crear valor de manera sostenible y la salud de la sociedad en la que operan son mutuamente dependientes, o lo que es lo mismo, ni existe una sociedad sana sin un tejido empresarial sano, ni tampoco existen empresas sanas y competitivas en una sociedad que se empobrece económica y socialmente. A ambas partes les interesa que la otra parte sea fuerte y goce de buena salud.

Es por eso que buscamos que las empresas creen valor económico al mismo tiempo que resuelven una necesidad social de su entorno de forma tal que conseguimos que esa acción social sea sostenible precisamente por ser creadora de valor para la empresa y además ayudar a resolver problemas sociales.

Esto no es una utopía, existen actualmente en nuestro tejido empresarial ejemplos magníficos de esta forma de hacer, de empresas que son rentables y crecen al mismo tiempo que resuelven problemas sociales.

A eso es a lo que llamamos compartir valor y esa es nuestra batalla. En Seres trabajamos para ello y buscamos y queremos vuestro compromiso como personas y organizaciones para liderar este cambio.
Muchas gracias

“457 millones de euros han sido destinados a actividades sociales por 50 compañías en 2013, con un impacto en 6,9 millones de beneficiarios. Infancia y la juventud son los colectivos con mayor número de beneficiarios, representando 2,7 millones. Discapacidad, enfermos y víctimas de violencia de género, son también colectivos a los que estas empresas se han orientado.”

Ana Sáinz

Hace ya casi 5 años cuando dábamos nuestros primeros pasos, hablábamos casi de un sueño. Os proponíamos crear valor compartido.

El año pasado, afirmábamos que esto era posible. Que era el momento de pasar del yo al nosotros. Y por eso hoy os traemos una novedad. Queremos empezar con un buen ejemplo de la fuerza del grupo.

Con la colaboración de Deloitte, a los que quiero dar las gracias, nos propusimos cuantificar el valor que las empresas aportaban a la sociedad. Y con esta misión hemos elaborado el I Informe del impacto social de las empresas que todos tendréis en vuestras manos.

En esta primera edición hemos contado con los datos del ejercicio 2013 de 50 empresas de la fundación, que suponen el 47% de los miembros SERES, representan el equivalente al 18% del PIB y emplean a 812.000 personas.

En su propósito por aportar a la sociedad, han destinado 457 millones de euros a actividades de RSE, lo que equivale un 2,8% de su beneficio neto. 273 millones han sido dedicados a nuestro país, siendo la inversión por proyecto en España, 3 veces superior a la internacional. Con esta inversión, han logrado poner en marcha 4.500 proyectos sociales y mantener 3.800 colaboraciones, con cientos de entidades sociales.

Y todo esto ha tenido un impacto en las personas. Ha llegado a 6,9 millones de beneficiarios. La infancia y la juventud son los colectivos con mayor número de beneficiarios, representando 2,7 millones. Discapacidad, enfermos y víctimas de violencia de género son también colectivos a los que estas empresas se han orientado.

Y este impacto además de con recursos económicos lo han conseguido involucrando a sus empleados. Un 12% de la plantilla de estas 50 empresas, más de 84.000 empleados, han estado involucrados en estas actividades, y 8 de cada 10 empresas cuentan con programas de voluntariado, movilizando al 3,6% de los empleados.

Y como no podía ser de otra manera, también han tenido en cuenta el empleo. Necesidad todavía más relevante en los colectivos desfavorecidos: 7 de cada 10 empresas han contribuido a integrar laboralmente a estos colectivos y mantienen empleadas a 31.000 personas en riesgo de exclusión, lo que supone una cuota de integración cercana al 4%.

Nos queda camino, pero sin duda hemos avanzado. Y además estos datos solo reflejan la contribución de 50 empresas. Es una pequeña parte de lo que se hace. ¿Os imagináis lo que está consiguiendo todo el tejido empresarial?

Este reto no ha terminado, os lo volvemos a lanzar. Queremos que cada vez más empresas participen en el informe que estas cifras aumenten y mejoren cada año, colectiva e individualmente.

La información que aparece es aportada por las distintas organizaciones. FUNDACIÓN SERES no realiza comprobación alguna de la exactitud, actualización y veracidad de los contenidos y datos que los usuarios facilitan, exonerándose de toda responsabilidad. Además, se reserva el derecho a retirar aquellos elementos proporcionados por los usuarios que puedan, a su juicio, infringir disposiciones legales o derechos de terceros.